Cine

La franquicia de James Bond podría cambiar luego que Amazon Prime comprara MGM

Ahora que Amazon Prime tiene los derechos de James Bond, los guionistas temen por un futuro diferente para la franquicia.

El catálogo de Amazon Prime crece cada vez más, bien sea con nuevas producciones originales o con la compra de otras series y películas. Pero su último movimiento al adquirir el estudio de MGM en Hollywood podría otorgarle a sus suscriptores una gran cantidad de contenido como los filmes de James Bond, además de poder producir nuevas entregas con algunos cambios que a los guionistas posiblemente no les guste mucho.

En mayo de 2021, la compañía de Jeff Bezos compró el famoso estudio cinematográfico por 8.450 millones de dólares, según informó el diario The New York Times. Esto con la intención de ofrecer más contenido en su plataforma de streaming y poder tomar control de algunas franquicias como la de Rocky y Creed, La Pantera Rosa y por supuesto la de James Bond.

El posible cambio de las futuras películas de James Bond

John Logan, el guionista nominado al Oscar que ha trabajado en varias películas del “agente 007” como Skyfall y Spectre, comentó en un artículo en The New York Times que la adquisición de MGM por parte de Amazon, junto a su catálogo que cuenta con las películas del famoso espía, pone en riesgo el desarrollo de la franquicia tal y como se conoce.

“Después de haber trabajado como escritor en Skyfall y Spectre, sé que Bond no es solo otra franquicia, no una Marvel o una DC; es un negocio familiar que ha sido cuidadosamente nutrido y guiado a través de los tiempos cambiantes por la familia Broccoli / Wilson”, escribió Logan.

Sugirió que, si bien Broccoli y Wilson poseen el 50% del imperio Bond y tienen garantías de un control artístico continuo, advirtió que esto podría verse interrumpido en el futuro.

“¿Qué pasa si una corporación como Amazon Prime comienza a exigir una voz en el proceso? ¿Qué pasa con la camaradería y el control de calidad si hay un señor de Amazon que analiza cada decisión? ¿Qué sucede cuando un grupo de enfoque informa que no les gusta que Bond beba martinis? ¿O matar a tanta gente? Y ese acento inglés es un poco alienante, así que ¿podríamos tener más estadounidenses en la historia por su comercialización?”, dijo.

Logan también advirtió que, si una corporación como Amazon Prime interfería artísticamente, corre el riesgo de diluir la calidad de la franquicia. “Todo se diluye hasta la versión más anodina y fácilmente consumible de sí misma. La película se convierte en una sombra inofensiva de una cosa, no de la cosa en sí. Ya no hay asperezas ni vuelos de locura cinematográfica”, dijo.

Experiencias similares del guionista con otras películas

En su artículo, el guionista de James Bond señala otros ejemplos de proyectos en los que ha trabajado, incluyendo “Sweeney Todd”, “El Aviador” y “Gladiador”, que dijo que se habrían visto empañados por tal interferencia.

También agregó que Amazon es en última instancia “una compañía de tecnología global” y “no necesariamente un campeón o guardián de la creatividad artística o el entretenimiento original”.

Esto hace referencia a cuando las compañías más grandes comienzan a tener voz y voto en personajes icónicos o franquicias, estas tienden a querer más cantidad que calidad, lo que puede llevar a una posibilidad 50/50 de tener éxito o ser una fracaso de taquilla, como la franquicia de ’Star Wars’ en rápida expansión en Disney y las franquicias de DC Comics de Superman, Batman y otros en Warner Bros.

El guionista concluyó diciendo que “Bond no es ’contenido’, y no es una mera mercancía. Él ha sido parte de nuestras vidas durante décadas. Desde Sean Connery a George Lazenby, Roger Moore, Timothy Dalton, Pierce Brosnan y Daniel Craig, todos crecimos con nuestra versión de 007, por lo que nos preocupamos profundamente por él. Por favor, dejen que 007 beba sus martinis en paz”.

Tags

Lo Último

Te recomendamos