Contexto

La UPR necesita más chavitos y el presidente se lo deja saber a la legislatura

El presidente señaló el reto de mantener los más de 700 edificios existentes en el sistema UPR

Rio Piedras
Universidad de Puerto Rico, Río Piedras. Archivo/Metro Puerto Rico. (Dennis A.)

Aunque la Universidad de Puerto Rico (UPR) aseguró haber tomado medidas para mejorar la eficiencia en el uso de los fondos que recibe anualmente, la institución reiteró este jueves a la Asamblea Legislativa que necesita un mayor presupuesto del Fondo General para continuar sus operaciones.

PUBLICIDAD

El componente administrativo de la UPR junto al presidente Luis Antonio Ferrao compareció a las vistas públicas que evalúan el presupuesto del próximo año fiscal, que asciende 13,062,302,000 dólares con cargo al Fondo General para el funcionamiento del gobierno en el 2024-2025.

“Las medidas de reducción de costos y generación de ingresos no han sido suficiente para solidificar las finanzas de la UPR. El presupuesto del Fondo General de la institución no es suficiente para cubrir todos sus costos operacionales”, indicó Ferrao durante su ponencia.

Ante este escenario, la institución solicitó un presupuesto de 773,673,000 dólares con cargo al Fondo General para el año fiscal 2024-2025. Ferrao explicó a la Comisión Conjunta de Hacienda, presidida por el representante Jesús Santa Rodríguez y el senador Juan Zaragoza, que la proyección de gastos correspondientes al Fondo General al 30 de junio del 2024 sobrepasa por 23 millones de dólares el presupuesto disponible.

Según los datos ofrecidos por Ferrao, al 31 de diciembre del 2023 la UPR contaba con un presupuesto enmendado de 835,738,200 dólares, pero el gasto proyecto al finalizar el año fiscal será de 859,035,368 dólares.

“La institución está confiada que puede cubrir esta deficiencia estimada en 23 millones de dólares dentro del presupuesto consolidado haciendo uso de otros fondos de autogestión en cada una de las unidades. Sin embargo, la utilización de estos fondos tiene el efecto de reducir los fondos necesarios para proyectos esenciales, tanto académicos como administrativos, afectándose así los servicios al estudiante”, alertó el presidente.

Ferrao detalló a los legisladores los desafíos que persisten en la UPR, principalmente concentrados en la retención de la matrícula estudiantil que se ha afectado significativamente por el cambio demográfico, la reducción de la población estudiantil de edad escolar, el aumento del costo de la matrícula a 157 dólares el crédito, así como las secuelas de fenómenos atmosféricos y el COVID-19.

PUBLICIDAD

Al 2024, la UPR mantiene una matrícula de 42,759 estudiantes, de los cuales 5,226 pertenecen a programas graduados. Ferrao estimó que dentro de los próximos cinco años la matrícula de estudiantes disminuya a 30,000 alumnos en los 11 recintos del sistema.

De igual forma, el presidente señaló el reto de mantener los más de 700 edificios existentes en el sistema UPR. Además del mantenimiento de las estructuras, la institución tiene la necesidad de dotarlas con las tecnologías necesarias y promover el uso de fuentes de energía renovables para reducir el costo del pago por los servicios de electricidad.

En cuanto a los aumentos salariales para los empleados y retención del personal, Ferrao informó que se destinaron 5.3 millones de dólares del presupuesto del presente año fiscal para incrementar el salario por hora de 7.25 dólares a 9.50 dólares. Para el 15 de abril debe estar listo el nuevo Plan de Clasificación y Retribución para los empleados no docentes y, posteriormente, se implementará el mismo proyecto para los empleados no docentes.

Recientemente se desembolsará los 8.2 millones de dólares aprobados por la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) para un pago no recurrente de 2,000 dólares para los empleados de la Hermandad de Empleados Exentos No Docentes (HEEND), dijo Ferrao. A la fecha, la UPR cuenta con 4,300 empleados docentes y otros 3,559 no docentes.

Por otro lado, la institución aumentó la aportación patronal del salario cotizable con relación al sistema de retiro de 20 por ciento a 30 por ciento con el propósito de robustecer las contribuciones requeridas.

Agenda a largo plazo

Ferrao afirmó que la “agenda de transformación” de la UPR de cara al futuro está enfocada en lograr la sostenibilidad fiscal, la pertinencia académica a largo plazo, el fortalecimiento de la movilidad social y el desarrollo económico de la isla.

A preguntas de los legisladores, el presidente también adelantó que la acreditación del programa de residencia de neurocirugía en el Recinto de Ciencias Médicas (RCM) está “encaminada” y espera someter la solicitud a la Middle States Commission on Higher Education en verano.

“Como se ha evidenciado a lo largo de este análisis, la UPR es un actor crucial en el impulso del desarrollo económico, la innovación y la investigación en la isla. Invertir en la UPR no solo es una medida estratégica, sino una necesidad imperiosa para el futuro del país”, subrayó Ferrao.

PUBLICIDAD

Recomendados:

Tags

Lo Último